El Blog de Carmelo Torres | Deportes.

 

<<LA ROJA ESTÁ PREPARADA, ¿Y NOSOTROS?>>

   

Vicente del Bosque ya ha dado la lista de convocados para el Mundial más esperado. Con la mejor generación de su historia y una Eurocopa bajo el brazo España llegará a Sudáfrica como uno de los grandes favoritos. La selección presenta la gran novedad de Víctor Valdés en la portería y de Pedro, que entra por Güiza. El debate Negredo-Llorente cae del lado del ‘león’. En el mediocentro entra Javi Martínez por Marcos Senna. Los otros descartados son De Gea, Diego López, Azpilicueta, Cazorla y Güiza.

Así, los 23 elegidos son los siguientes:

Porteros: Casillas, Reina, Víctor Valdés

Defensas: Sergio Ramos, Arbeloa, Puyol, Piqué, Albiol, Marchena, Capdevila

Centrocampistas: Javi Martínez, Busquets, Xabi Alonso, Xavi, Iniesta, Cesc Fabregas

Delanteros: Silva, Mata, Jesús Navas, Pedro, Fernando Torres, Villa, Llorente


A POR LA DEL MUNDO ¡YA NOS TOCA!


El tenista de Manacor disputó en la pista Central del All England Club su cuarta final en este Grand Slam, que resolvió en 2 horas y 13 minutos.

Dos años antes en este mismo escenario, Nadal se saltaba a la torera todo tipo de protocolo para manifestar su euforia al arrebatar a un desolado Roger Federer su preciado trofeo. Era el 2008 y el balear hacia historia para el tenis nacional.

Esta vez Nadal daba un paso más. Afianzó su magisterio en el césped inglés y abortó cualquier esperanza de su oponente checo, un novato en las grandes finales.

En un torneo donde la precisión es la llave del éxito, y donde dos puntos fácilmente pueden definir a un campeón, el mejor jugador hizo que lo complicado pareciera un juego de niños.

Ante un público extasiado, que entregaba sus ánimos claramente al balear -los "I Love you Rafa" ya comenzaron a sonar desde el segundo juego-, Nadal jamás dejó de exprimir un increíble abanico de recursos para frenar con contundencia los golpes planos de un Berdych impotente.

Al checo le faltó descaro, creatividad, y se quedó a las puertas aunque arrancó con algún alarde de brillantez.

El duodécimo cabeza de serie quiso plasmar en la Catedral la efectividad con la que despidió del All England Club al mismísimo Roger Federer y al serbio Novak Djokovic. Pero frente a él tenía a un Nadal arrollador, un número uno que derrochó genio e ingenio.

El hombre que se ganó a pulso el papel de coprotagonista en el final de un cuento que tradicionalmente interpreta el helvético Federer suspendió hoy en golpes y erró en la auténtica batalla, la mental, crucial cuando el tipo que devuelve las bolas es Nadal. El mejor Nadal.

Agradecimientos de Nadal

Nadal confesó que ganar por segunda vez el torneo más importante de tenis "es más que un sueño" para él, especialmente después del "difícil año" que pasó en 2009.

Así expresó el número uno del mundo sus emociones al recoger sobre la hierba de la Central la copa de campeón, tras vencer en su cuarta final en estas instalaciones al checo Tomas Berdych, por 6-3, 7-5 y 6-4.

"Tener este trofeo en mis manos es gratificante", dijo Nadal después de recordar los peores momentos de su carrera, por lesiones, que lo ausentaron de este Gran Slam el año pasado.

El mallorquín se refirió a la duro que fue para él ser baja en la pasada edición de Wimbledon, un torneo con el que siempre había soñado.

Seguido por la mirada su novia 'Xisca' Perelló, y su tío y entrenador, Toni Nadal, el jugador de 24 años saludó emocionado y con gestos de gran cortesía al duque de Kent y a Tim Phillips, presidente del All England Club, mientras éstos le hacían entrega del trofeo.

Destacó además la actitud de los espectadores de Wimbledon, después incluso de haber vencido a Murray, el jugador en el que depositan todas las esperanzas de volver a conseguir un título de en la hierba londinense tras más de setenta años.

Noticia publicada en:20minutos.es